sábado, 25 de enero de 2014

Herpes oral

Es una infección de los labios, la boca o las encías debido al virus del herpes simple. Esta infección lleva al desarrollo de ampollas pequeñas y dolorosas comunmente llamadas calenturas o herpes febril.

El herpes oral es una infección común del área de la boca y es causada por el virus del herpes simple tipo 1 (VHS-1). El virus del herpes tipo 2 (VHS-2) generalmente causa el herpes genital. Sin embargo, algunas veces, se disemina a la boca durante el sexo oral y causa herpes oral.

Los virus del herpes se propagan fácilmente. Uno puede contraer este virus si: tiene contacto íntimo o personal con alguien que esté infectado, toca elementos infectados con el virus como cuchillas de afeitar, toallas, platos contaminados y otros artículos que se compartan, también los padres pueden transmitirle el virus a sus hijos durante las actividades diarias regulares.

Los síntomas pueden ser leves o graves y por lo común son: picazón, ardor y hormigueo en los labios o en la piel alrededor de la boca. Antes de que las ampollas aparezcan puede existir, dolor de garganta, fiebre, glándulas inflamadas y deglución dolorosa. Las ampollas y el salpullido se forman generalmente en las encías, los labios, la boca y la garganta

Los síntomas pueden desaparecer por sí solos sin tratamiento en una o dos semanas, pero si estos no desaparecen o son recurrentes se puede recetar medicamentos para combatir el virus, denominados antivirales. Estos pueden ayudar a reducir el dolor y hacer desaparecer los síntomas más rápidamente.

La infección por herpes es peligrosa cuando se presenta en o cerca de los ojos ya que es una causa importante de ceguera en la población y ocasiona cicatrización de la córnea, también la infección corporal generalizada por herpes puede ser mortal en personas con un sistema inmunitario debilitado debido a dermatitis atópica, cáncer e infección con VIH.

Para prevenir el herpes labial puedes seguir los siguientes consejos:

• Dormir lo suficiente, nos ayuda a reforzar nuestras defensas, eliminar el cansancio y el estrés por lo que nos permite tener un sistema inmunológico más fuerte que evite la aparición del herpes labial.

• Intentar reducir el estrés emocional. El estrés es una de las principales causas de los brotes de herpes.

• Utilizar protección solar en los labios durante el verano y también en invierno.

• Mantener una dieta equilibrada. Nuestra alimentación está directamente relacionada con nuestras defensas. Una alimentación adecuada nos ayudará a prevenir un brote de herpes oral.

Consultorio: Velasco Galvarro # 2311

entre Santa Bárbara y Jaén

Fono: 52-58129 Cel: 68148417

No hay comentarios:

Publicar un comentario