martes, 8 de marzo de 2016

Golpe al viagra femenino

La “Flibanserina”, conocido mundialmente como el “viagra femenino” o “viagra rosa”, sufrió un nuevo golpe en días pasados, cuando un estudio determinó que sus beneficios son apenas superiores a un placebo e insinuó que no valen el riesgo de sus efectos colaterales.

No es poco: se trata de la única droga orientada a incrementar el placer sexual femenino del mercado y este revés se suma a otros, por ejemplo, los consecutivos rechazos de la Agencia de Drogas y Alimentos de Estados Unidos (FDA, por sus siglas en inglés) hasta que finalmente la aprobó en junio del año pasado.

“Medio encuentro sexual”
De acuerdo con una información publicada en la BBC Mundo, un estudio realizado por investigadores de la red JAMA Internal Medicine, basado en información de ocho trabajos anteriores realizados con 5.900 mujeres, considera que el denominado ‘viagra femenino’ genera “medio encuentro sexual satisfactorio adicional por mes”, aunque sin definir exactamente qué es “medio encuentro sexual”.

Lo que sí define con precisión el estudio, apunta el medio londinense, es la presencia de cuatro efectos colaterales: somnolencia, mareos, fatiga y náusea, que podrían agravarse en caso de que la droga sea consumida con alcohol.

Contraindicaciones
No es la primera vez que se apunta a los supuestos efectos negativos que traería este fármaco en la mujer, es decir, a sus contraindicaciones.

En junio del año pasado, el doctor Elmer Huerta advirtió que la flibanserina está mal llamada “viagra femenino” y que esta denominación se debía más a criterios de mercadeo que a beneficios para la mujer.

“Una cosa es el deseo sexual, que es una actividad enteramente mental, cerebral, son las ganas de hacer el amor, eso está en el cerebro. Y otra cosa diferente es el acto sexual, que en el hombre implica una buena erección y en la mujer una adecuada lubricación y relajación”, declaró a la agencia EFE.

En criterio del famoso oncólogo peruano residente en EEUU, “desde el punto de vista científico no es realmente un medicamento muy efectivo”.
Por su lado, dicha investigación dictaminó recientemente que “los beneficios del tratamiento con flibanserina son marginales, particularmente en relación con los simultáneos efectos secundarios”.

Además, recomendó un enfoque integrador para subir la libido femenina que incluya la medicina, la psiquiatría, la psicología y la relación de pareja.

Una casualidad
La flibanserina, en realidad, es una medicina con la que se trata la disminución del deseo sexual en las mujeres premenopáusicas. Sus propiedades afrodisíacas fueron descubiertas accidentalmente cuando fue probada como antidepresivo, al igual que ocurrió con el Viagra, que estaba destinado a ser un medicamento para el corazón.

La BBC Mundo también recuerda que en el mundo hay más de 25 drogas disponibles para disfunciones sexuales masculinas. En ese sentido, la búsqueda de un tratamiento para combatir el trastorno de un menor deseo sexual femenino fue promovida por grupos de mujeres activistas bajo la consigna “Even the Score” (Iguala el marcador).

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada