sábado, 6 de febrero de 2016

Rayos ultravioletas Lesiones solares afectan más a niños y jóvenes

Todos sabemos que el exceso de sol es perjudicial y cubrirse con una pomada protectora es un hábito muy común en las personas. Pero, a pesar de esto, los niños, jóvenes y adultos deben cuidarse, ya que las lesiones solares ocurren, pero son más severas durante la infancia y la juventud.

Al respecto, el dermatólogo Aldo Suarez expuso a EL DIARIO que durante décadas se ha utilizado protectores solares, pero aún así los cuidados de la piel de los seres humanos, por la incidencia del melanoma, que provoca el cáncer de piel y genera más muertes, no ha disminuido.

Dijo que a finales de los años 90, se observó a un grupo de personas que se aplicaba protector solar de amplio espectro, todos los días, en comparación con otro grupo, que lo hacía al azar, como la mayoría de nosotros.

En esa oportunidad, se descubrió que el protector solar protegía de los carcinomas de células escamosas (CCE), pero no reducía la aparición de los carcinomas basocelulares (CBC).

“No se halló pruebas suficientes que indiquen que los protectores solares prevengan la formación de melanomas”, aseveró.

Señaló también que los rayos UV, los cuales no son fáciles de bloquear, a través de los protectores solares, son los responsables de la formación del cáncer de piel. Existen pruebas que demuestran que estos rayos tienen injerencia en las distintas clases de cáncer de piel.

OTROS DETALLES

De acuerdo con el especialista, las exposiciones prolongadas a los rayos ultravioleta, en forma constante o intermitente, ocasionan alteraciones cutáneas que terminan por agravarse, lo que depende del tiempo de exposición, causando quemaduras, envejecimiento prematuro y el cáncer de piel.

Advirtió también que las quemaduras solares se dan cuando la piel está expuesta a los rayos UV sin protección, que pueden ser superficiales o profundas. La misma se caracteriza por un eritema o enrojecimiento de la piel expuesta. El tratamiento puede durar aproximadamente siete días

Reiteró que las lesiones solares que ocurren durante la juventud y la niñez dejan graves consecuencias para el futuro.

“La piel tiene memoria, es importante recordar a los jóvenes que no sólo debe utilizarse protector solar en un día soleado, sino en cualquier actividad que se realice al aire libre, en todas las época del año, ya que los rayos ultravioletas, desde temprana horas hasta media tarde, van afectando la piel de gran manera.

“Hay que hacer deporte, sobre todo cuando la sombra es más larga que la persona y siempre llevando gafas de sol, sombreros, etc.”, dijo.

PREVENCIÓN

“Protegerse del sol nos hace entender que la exposición excesiva nos puede quemar y causar cáncer de piel, existen pruebas suficientes de esto, pero también se dice que necesitamos algo de sol, para mantenernos saludables. Es nuestra principal fuente de vitamina D, esencial para mantener con buena salud a los huesos”, señaló Suarez.

Por lo tanto, si bien es fundamental proteger nuestra piel de la exposición solar durante el verano, es esencial tener algún contacto con el sol durante el día cuando disminuye el índice UV.

ALCALDÍA

Medidores de la radiación solar, llamado “Solmáfaros”, fueron instalados por la Alcaldía en El Prado y en San Miguel, zona sur de la ciudad, a finales de enero. Al respecto, la Secretaría Municipal de Gestión Medioambiental recomendó a la población mantener el cuidado riguroso en su exposición a los rayos solares.

SOLMÁFORO

El solmáforo es un equipo que mide la radiación ultravioleta, a través de un sensor que, según la intensidad de los rayos solares, activa una de sus cinco luces de alerta. Las luces van desde el verde y el amarillo (bajo y moderado) hasta el naranja, rojo y morado (alto, muy alto y extremo).

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada