sábado, 30 de enero de 2016

Cómo limpiar la sangre: Depurar el cuerpo

Nuestro cuerpo está formado por las células, las cuales tienen diferentes e importantes funciones. Cuando estas están sanas, nuestro cuerpo también lo está, pero si están enfermas, mal nutridas o débiles, nuestro cuerpo carecerá de consistencia, la piel no tendrá el brillo habitual la musculatura aparecerá flácida. Las células se alimentan de los nutrientes que le llegan a través de la sangre, por eso si la sangre está sucia o contiene toxinas, u otros elementos dañinos, nuestras células no se alimentan correctamente y se convierten en depósitos para que estos desechos que lleva la sangre se queden ahí.



Circulación sanguínea

Depurar es estimular los mecanismos necesarios para eliminar las toxinas del cuerpo e impedir en lo posible que enfermemos.

La cantidad de sangre que tenemos, depende de la edad, peso, sexo y altura de cada uno. Los adultos tenemos de 4,5 a 6 litros de sangre. Para evitar que no entren y se almacenen toxinas en ella, podemos hacernos una "depuración de sangre" regularmente.

Si tenemos problemas de alergias, complicaciones en la piel, espinillas o acné, nos resfriamos con frecuencia o tenemos infecciones respiratorias, puede que nuestra sangre no esté en las mejores condiciones y esto puede ser por las toxinas que se almacenan y pueden obstaculizar el funcionamiento de órganos importantes como el intestino, el hígado y los riñones. También afectan el sobrepeso, por una grave acumulación de toxinas.

La sangre además de eliminar de toxinas y desechos de nuestro cuerpo, también transporta nutrientes, hormonas y oxígeno que ayudan a los órganos a trabajar correctamente. Actualmente, el aire está muy contaminado lo que hace que muchas toxinas puedan entrar a través del aire que respiramos.



Cómo depurar el cuerpo

Una manera fácil de depurar la sangre, es un semi ayuno a base de comer frutas y verduras crudas, dos litros de agua y unas infusiones de hierbas depurativas. Este tratamiento depurativo de la sangre es más efectivo si se acompaña con uno de limpieza del intestino.

Hay diferentes alimentos y medicinas que ayudan a deshacernos de toxinas peligrosas, podemos seguir estos consejos:

Una dieta rica en frutas y verduras ayuda a depurar el cuerpo y la sangre por su alto contenido en agua, fibra, vitaminas, minerales y antioxidantes.

Comamos verduras crucíferas como brócoli, col, espinaca, coliflor, también otras verduras como ajo, cebolla, apio, berro, perejil, espárragos y vegetales amarillos y naranjas como zanahoria, calabaza o boniato.

Consumamos nueces, semillas y cereales como, arroz integral, trigo, avena y salvado. Legumbres como garbanzos, lentejas, judías.

Alimentémonos de frutas como manzana, melón, cerezas, uvas, limón, naranja, piña, arándanos, kiwi, fresas y granada.

Bebamos solo agua mineral y reduzcamos el consumo de productos lácteos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada